Alóag

aloag 600

Datos generales

Ubicación, Extensión y Límites

Limita por el norte con la quebrada de Miraflores y la hacienda de ese nombre que a su vez separa al cantón Mejía del Distrito Metropolitano de Quito; al noreste con el camino viejo de la parroquia Tambillo, formando ángulo con la hacienda de “Aguilera” y el camino de Pilopata (parroquia Cutuglagua); al sur con las parroquias de Aloasí, El Chaupi y Manuel Cornejo Astorga (Tandapi); al occidente (oeste) con la parroquia Manuel Cornejo Astorga (Tandapi) y la cordillera del Corazón hasta el puente de “Silante” y al este con la parroquia de Machachi.

La superficie total de la parroquia Alóag es de 209,60 km2.

Referentes históricos y culturales

La Información señala que los más antiguos pobladores de esta localidad pertenecieron al pueblo Panzaleo, quienes habitaban en las faldas del Rumiñahui y del Pasochoa, formando un triángulo que actualmente conocemos como las parroquias de Machachi, Alóag y Aloasí.

Los panzaleos tenían su propio idioma llamado “paéz”. Su gobierno estaba formado por un cacique. Se confederaban cuando les amenazaba algún peligro. Adoraban al sol como su dios, denominado Itaqui, pero creían en un ser superior llamado Yux. Los Brujos, o “nohán” eran temidos y respetados. La fiesta más solemne era la del sol, llamada “Itaquifiño” y duraba seis días.

También se conoce que una vez que estos pueblos fueron conquistados por los incas, estas tierras fueron retiros favoritos o típicos de la élite incásica donde se construyeron tambos o lugares de descanso porque además de ofrecer fuentes de aguas termales, esta fue la ruta obligada por donde pasaba el camino real.

Alóag, durante los dos primeros siglos de La Colonia, fue doctrina de indios de Aloasí, parroquia regentada por los padres dominicos.

En Agosto de 1745, es elevada a la categoría de parroquia eclesiástica. El primer párroco fue el R.P. Miguel Barba. El 8 de septiembre del mismo año se asienta la primera partida en el libro de bautizos.

En la época colonial, estos pobladores se destacaron por su patriotismo, siendo protagonistas de acciones nobles y causas justas. Participaron en jornadas heroicas como la gesta gloriosa del 11 de noviembre de 1820, fecha de la Independencia de Machachi.

Así, Alóag es una de las parroquias más antiguas de éste Cantón, por su ubicación estratégica se ha convertido en un centro poblado dinámico sirviendo como punto de paso entre las dos regiones naturales de la Costa y la Sierra, en efecto, en este lugar se cruza la carretera que va a Santo Domingo de los Colorados y la Panamericana Sur.

El 21 de mayo de 1987 el Gobierno Nacional aprobó la Ordenanza de Delimitación de las Zonas Urbanas y Rurales del cantón Mejía, Ordenanza que fue publicada en el Registro Oficial Número 697 del mismo año.

Caracteristicas ecológicas

map aloag 600

De acuerdo a la información disponible, la utilización del suelo en la parroquia de Alóag presenta las siguientes características:

Bosques de montaña:
Formación arbórea montañosa siempre verde, desde los 3200 m.s.n.m. en la vertiente occidental. Esta vegetación se puede apreciar desde la zona de Alóag hacia los flancos occidentales.

Pastizales:
Es una zona ganadera, cuyo suelo está ocupado en gran parte por pastos naturales o plantados.

Cultivos:
Ocupan menos espacio que los pastos. Los cultivos de tubérculos (papas, mellocos, ocas, mashuas, etc.), cereales (trigo, cebada), hortalizas (lechuga, zanahoria, remolacha, rabano, etc.), leguminosas (habas, arvejas), gramíneas (maíz, morocho), están entre los 3.000 y los 3.100 m.s.n.m.

Orografía:
Entre los principales accidentes orográficos tenemos El Corazón, el Pucará, la Viudita, el Ninahuilca, el Mirador y el Calvario.

Hidrografía:
Los ríos que se originan en esta parroquia son los siguientes: Bombolí y Quitasol. Las vertientes principales son: el Llugshi, la captación desde Portalanza y las secundarias: Tomaducho, la Viudita, Aychapi, Hierba Buena y La banda.

Clima:
La temperatura oscila entre 12.4 grados durante los doce meses, variando en agosto y septiembre.

Fauna:
Existen algunas variedades de animales en esta zona: 17% ganado bovino, 17% ganado porcino, 23% ganado ovino, y en menor porcentaje ganado caballar, aves de corral, apicultura, cuyes, conejos y animales domésticos.

Minerales:
Existen importantes canteras de piedra en la Vía Alóag – Santo Domingo.

Asentamientos humanos:
Con el objetivo de facilitar el trabajo comunitario, se ha definido como barrio a un asentamiento humano que tiene una sola organización territorial (comité pro mejoras, comité barrial). En los asentamientos que tienen dos organizaciones territoriales se considera que existen dos barrios distintos, a pesar de tener un origen común.

Para efectos de la definición del número de barrios o sentamientos humanos de Alóag, se han considerado también las lotizaciones que están representadas por cooperativas y planes de vivienda que tienden a la conformación de barrios y que, en algún momento, cambiarán su organización funcional por una organización territorial.

Hasta el año 2004, se han registrado 28 barrios en la parroquia Alóag, A saber: barrio Norte, Occidental, Sur, Oriental, Aychapicho, Rumipampa, Gualilagua Ayahurco, La Libertad, San Vicente, Ciudadela Metropolitana, El Cortijo, San Cristóbal, El Corazón, La Concepción Dolorosa, Tanichilla, San Juan de Quitasol, Novillero Cocha, San Agustín, Los Alpes, El Pongo, El Obelisco, Ciudadela Blanca del Castillo, Arrayán, La Banda, Santa Rosa, La Piscina, El Rosario y Comuna Guagrabamba.

Fuente: Plan Estratégico de Desarrollo Mejía 2015
Plan de Desarrollo Participativo 2002 – 2012 / Parroquia Alóag

Escritos importantes

ETIMOLOGÍA DE LA PALABRA ALÓAG
No nos es posible dar un concepto exacto de la palabra Alóag, desentrañando su etimología, porque no conocemos su origen idiomático. El nombre Alóag, según Max Ulhe, es de origen lnca; pero no da su significado. En el boletín de la Sociedad Ecuatoriana de Estudios Históricos, Páez dice que Alóag viene del vocablo aloch que significa, niño o niña. Nosotros no convenimos con esta etimología porque nada tiene que ver el contenido semántico del vocablo con la topografía del terreno donde se halla ubicada la parroquia; tomando en cuenta que las denominaciones primitivamente se hacían tomando en consideración las características especiales del lugar en relación a su semejanza o afinidad, o refiriéndose a ciertos hechos importantes suscitados en el mismo, como en el caso de Ninahuilca que significa candela encendida. En este caso el nombre dado al cerro se acomoda bien al especto que a la distancia presenta esta montaña, pues la piedra más saliente del cerro tiene un color rojo encendido como que arde con luz vivísima.

Pues refiriéndonos al vocablo Alóag, por más grande que fuera nuestra fantasía, cómo le podríamos relacionar con el término niño? Niño, en qué sentido?

Otros a la palabra Alóag le dan el significado de terreno extendido, y finalmente algunos creen que Alóag significa aguas ocultas. No habido uniformidad en la escritura de la palabra Alóag en los escritos antiguos. Se lo encuentra así: Alúa, Alóa, Alóc. Finalmente, a Aloa le dan origen caribe, procedente del vocablo aboa que significa de la casa, de la habitación. Esta significación de Aloa nos parece acertada, porque después de esta mansión señorial que estaba ubicada en Aloasí, donde residía el cacique principal, Alóag era también la sede de un cacicazgo importante, el de los Pucales. Aso pues Alóag significaría la habitación del indio principal.

Texto tomado de la Monografía del Cantón Mejía – 1941
Autor: Segundo Miguel Salazar Escobar

ALÓAG

Pueblo legendario, incrustado en un rincón del exuberante Valle de Machachi, que con mucho donaire los extranjeros le llaman “Paraíso Americano”; es uno de los jirones patrios, que con mucho orgullo, dentro de poco, será el lazo de confraternidad entre Costa y Sierra. Hacia el occidente tenemos el cerro Corazón, que, como viejo centinela del porvenir de su patria, está indicando ansioso y desesperado la garganta de los Andes Occidentales, como derrotero natural por donde tendrá que redimirse la gran economía del País.

La etimología Lenca de Alóag, es la de NIÑA MIMADA; Mimada si, por la naturaleza, los bellos panoramas, las limpias y cristalinas aguas y su eterno verdor esmeraldino...

Pueblo de héroes que gestaron nuestra emancipación junto a Sucre y Bolívar; sus hijos han venido conservando sus tradiciones con entereza e hidalguía en su propio porvenir; haciendo que las futuras generaciones veneren con gratitud a los Carpio, Cando, Pazmiño, Naranjo, Salazar, Gallardo, Cevallos, Pérez, Carrera, Bohórquez, Zurita y Narváez.

Alóag en los primeros siglos de La Colonia perteneció a Aloasí, como doctrinera de indios, elevándose a la categoría de Parroquia Eclesiástica en agosto de 1745.

En el aspecto cultural, no cabe duda, Alóag se ha distinguido en toda época, dando a la Patria y a su pueblo, eminentes hijos que han constituido en verdaderos paladines de la cultura ecuatoriana. En la Actualidad pasan de cincuenta los estudiantes de Secundaria y Universidad, número que da el índice de la Cultura de un pueblo.

La educación primaria está servida por dos escuelas completas pertenecientes al Núcleo Escolar Rural Nº 1; Además funciona en la población una escuela de Corte y Confección auspiciada y regentada por el Municipio. De los tres mil moradores de la parroquia, el sesenta por ciento mestiza; de cuyo total, el sesenta por ciento es alfabeta y un treinta analfabeta.

La mayoría de sus habitantes son agricultores y artesanos; el indio, de un modo especial, es arraigado a su pegujal, destacándose en él el aire típico del carbonero. Tiene apego muy particularmente a la ganadería con maestría sus ganados; poseyendo para el efecto del pastoreo algunas hectáreas de terreno comunal (Huagrabamba).

Cabe destacarse que la industria lechera es la principal fuente de riqueza, haciendo falta otro tipo de industrias que garanticen la estabilidad del campesino para que no tenga que emigrar en busca de trabajo y ambiente a otros lugares.

Con la apertura de la carretera: ríos del típico nacimiento, cascadas naturales, bellos panoramas y la majestuosa encrucijada de los Andes atraerán a turistas en pos de belleza y grandeza.

Queremos una mejor suerte par la apacible y cariñosa población de Alóag que sus moradores sigan en su tradicional unión, velando por su propio porvenir y grandeza, que las autoridades se interesen por alas obras de vital importancia para la convivencia racional de sus habitantes; que los jóvenes, con su peculiar pujanza sean el baluarte de la cultura y el deporte; y que, la mujer aloense, con natural donaire y simpatía coopere para el mejor futuro de su pueblo.

Camilo Cevallos N.
Presidente de la Junta Parroquial

Alóag, a 23 de Julio de 1958

Texto tomado de la Revista Oro y Esmeralda - 1958
Autores: Los Caballeros de Santiago

ALÓAG

Parroquia con leyenda, cuyo nombre descrito por historiadores, significa “Niña mimada” y en lengua caribe “terreno extendido”.

No se ha cansado de subir a la loma de la cordillera para esconder su territorio en los árboles añosos, cobijarse con la neblina de sus páramos altos, descender jadeante las mesetas de la caprichosa geografía occidental y extender su rico suelo hacia el Valle.

Nació como parroquia eclesiástica en 1745 y nunca terminó su jornada de lucha, confundiéndose en las duras batallas de la libertad con los Camino, Pazmiño, Cando, Carpio y otros hijos ilustres, como los Salazar y Cevallos.

En los primeros tiempos de la Colonia perteneció a la parroquia de Aloasí como doctrinera de indios…

Texto tomado del Libro Semblanza Centenaria - 1983
Autor: Prof. Félix Estévez A.